• MIÉRCOLES,  22 MAYO DE 2024

Política  |  04 noviembre de 2023  |  12:00 AM |  Escrito por: Administrador web

ANÁLISIS. Sin mucha ‘Fuerza’ el partido de Roy en el Quindío

0 Comentarios

Imagen noticia

El estreno del partido que creó el exsenador y actual embajador de Colombia ante el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, Roy Barreras, para afrontar las elecciones regionales del pasado domingo no fue el mejor, particularmente en el Quindío, donde las directivas tenían puestas grandes expectativas, tanto que presentaron candidatos a alcaldías, entre ellas la de Armenia, y listas a los concejos de varios municipios. Al final, solo tres concejales y un alcalde, el de Montenegro, gracias a una coalición, logró sacar el partido La Fuerza de la Paz en este departamento.

El 17 de marzo pasado, el entonces presidente del Senado Roy Barreras, que aún no había perdido su escaño en el Legislativo a causa de la sentencia del Consejo de Estado al comprobársele doble militancia, visitó el Quindío, cita en la que le dio un espaldarazo a la aspiración a la alcaldía de Armenia del exconcejal Javier Andrés Angulo Gutiérrez y reiteró lo que dijo en la presentación de la colectividad a finales de febrero del presente año: “Aquí está La Fuerza de Paz que llega pisando duro. ¡La paz tiene partido!”.

Este colectivo atrajo en sus inicios a varios de los militantes del partido de La U, uno de los tantos a los que ha pertenecido el médico vallecaucano en su trasegar político, por lo que se registró una contienda entre la aspiración a la alcaldía de Angulo y la de Bryant Naranjo, quien en un principio ‘coqueteó’ con La Fuerza -asistió a la presentación del partido el 21 de febrero de 2023-, pero que al no ser designado como candidato oficial se mantuvo en su colectividad original, La U, y de la que es su concejal.

Igualmente, el 27 de junio en la entrega oficial de avales de La Fuerza, efectuada en Cali, se confirmó que la lista al concejo de Armenia estaría encabezada por Juan David Torres, hermano del actual concejal cuyabro de La U, Cristhiam Camilo Torres, quien ha sido pupilo y muy cercano a Barreras, pues fue él quien lo impulsó en su carrera política desde las juventudes, a mediados de la década pasada.

Con este panorama y una maquinaria experimentada heredada del antiguo colectivo en el que militó Roy, La Fuerza de la Paz se aventuró a presentar candidatos a alcaldías solo y en coalición: Armenia con Javier Angulo; Buenavista, Ferneider Giraldo Osorio; Calarcá, Óscar Mauricio Cohecha Caballero; Circasia, Pompilio Arboleda Jaramillo; Filandia, María del Carmen Castaño Sierra; Génova, Jhon Fredy Correa Suárez; La Tebaida, Carlos Fabio Montoya Buitrago, y en Montenegro con Gustavo Adolfo Pava Busch, quien fue el único que alcanzó la victoria, con 5.604 votos.

Los demás se quemaron y de qué manera, como fue el caso del exconcejal Javier Angulo en Armenia. El hijo del también excorporado cuyabro Norberto Angulo García no logró despegar su aspiración, a pesar de ser uno de los pocos que desde el comienzo perfiló lo que parecía ser una campaña estructurada. Esta se fue diluyendo antes de recibir su aval de manos del ahora embajador en Reino Unido.

Angulo fue concejal por el partido Cambio Radical, CR, y presidente de la corporación, pero renunció tanto al cabildo como a su colectividad, decisión que lo llevó a ser uno de los primeros líderes quindianos que se unió a la campaña de Petro Presidente en 2022, hecho que lo acercó a las huestes del Pacto Histórico y por supuesto a Roy Barreras, uno de los artífices de la victoria del exalcalde de Bogotá.

Sin embargo, lo que dio visos de una campaña bien asesorada, direccionada y conectada con los lineamientos del Plan de Desarrollo del actual presidente de la República, se “despiporró”, como diría el mismo Petro, y solo le alcanzó para ser la novena votación, 2.520 votos, muy por debajo del ganador, James Padilla García que obtuvo 35.540 sufragios, y de Bryant Stiven Naranjo Raigoza, la quinta votación y quien fuera su rival en la carrera para hacerse al aval del partido La Fuerza de la Paz. Naranjo Raigoza finalmente contabilizó 10.986 tarjetas marcadas a su favor -sorpresiva y buena cosecha-, con el aval del partido de La U y el naciente ¡En Marcha!, liderado por el exministro y senador nortesantandereano, Juan Fernando Cristo.

Lo de Angulo es para detenerse a hacer cuentas, pues fue superado arrolladoramente por el voto en blanco, que fue la tercera mayor votación a la alcaldía de Armenia con 16.208 sufragios, pero además la lista de su partido al concejo casi lo dobla, pues sumó 4.268 votos, siendo el más votado en ella Juan David Torres con 1.699. Asalta aquí una inquietud: ¿A quién, entonces, le hicieron ‘fuerza’ los amigos de Roy a la alcaldía de Armenia?

La Fuerza de la Paz no presentó candidato a la gobernación, por tanto coavaló la candidatura de Jorge Ricardo Parra Sepúlveda -aspiración que fue derrotada por Juan Miguel Galvis Bedoya, de Creemos Equipo Fico-, pero sí a la alcaldía de la capital quindiana, con Javier Angulo, lo que genera suspicacias similares a las que flotan en el ambiente del partido Liberal en el Quindío, en donde se ha rumorado que varios de sus candidatos a concejos, asamblea y Juntas Administradoras Locales, JAL, no acompañaron las aspiraciones oficiales y habrían incurrido en doble militancia. ¿Habrá demandas?

La vergonzosa derrota de Angulo Gutiérrez que, apenas sí sumó como para un concejo, golpeó la estructura directiva de La Fuerza de la Paz en el Quindío, y se espera, que la dirección nacional llame a “consultas” a su respectiva regional, porque “el esfuerzo” ejecutado no corresponde con los resultados.

Derrotas en alcaldías

En Armenia con Javier Angulo fue la novena votación con 2.520 votos, le ganó el voto en blanco que obtuvo 16.208, mientras que en Buenavista en coalición con La U y Creemos Equipo Fico, su candidato Ferneider Giraldo Osorio quedó de cuarto con solo 89 votos. En Calarcá hubo coalición con Aico y ASI para la aspiración de Óscar Mauricio Cohecha Caballero, que terminó con la cuarta votación con 3.428; en Circasia se avaló a Pompilio Arboleda Jaramillo, quien fue quinto con 272, superado por el voto en blanco, 662, y en Filandia, María del Carmen Castaño Sierra, en coalición con el Liberal, La U y Centro Democrático, fue segunda con 2.130 sufragios.

Por su parte, en Génova, Jhon Fredy Correa Suárez, que contó además con los apoyos de ASI, Cambio Radical, Aico, Colombia Renaciente y La U, fue segundo al sumar 1.550 tarjetas, y en La Tebaida, la alianza con Aico, Cambio Radical y el partido Demócrata Colombiano, solo llevó a Carlos Fabio Montoya Buitrago, al tercer puesto con 3.769.

La única alegría de La Fuerza de la Paz en una alcaldía quindiana se la dio la coalición con La U, Cambio Radical y Aico, avalando a Gustavo Adolfo Pava Busch, que ganó en Montenegro con 5.604 sufragios, venciendo a Mónica Andrea Botero Arias, coavalada por partido Liberal y Mais, que sumó 3.436 votos.

Los Torres y su concejo

Para el caso de los concejos, La Fuerza de la Paz se presentó en solitario en Armenia, donde hasta el momento alcanza una curul con Juan David Torres, 1.699 votos, y quien se mostraba como el más fuerte de la lista, pues se estimaba ser el heredero del caudal de su hermano Cristhiam Torres, actual concejal elegido por La U en 2019, y quien en aquella oportunidad alcanzó 1.840 votos, siendo el segundo más votado, después de Bryant Naranjo, que contabilizó 1.866.

Según se ha especulado, el hoy primer vicepresidente de la corporación cuyabra, Cristhiam Torres, habría delegado en su hermano el revalidar su curul, pero desde un partido diferente, lo que quedó “en familia”, pues su intención sería concentrarse en nuevos proyectos profesionales para abonar el camino y presentarse como candidato al Congreso de la República o la alcaldía.

Sin embargo, con los resultados actuales -la votación de su hermano Juan David no estuvo por encima de la lograda por él hace cuatro años-, y aún siendo militante del partido de La U, colectivo que perdió la representación de las dos curules en el concejo de Armenia, el trabajo que le espera al joven pupilo de Roy Barreras en el Quindío es bien complejo, lo cual le debería dar para recalcular su estrategia, puesto que la ‘fuerza’ no creció.

Aun así, los Torres siguen con su escaño en la corporación, aunque con un nombre nuevo en la política, veterinario de profesión, Juan David, y una camiseta distinta a la de La U, pero que claramente se alineará a la coalición de gobierno, como ha sido la tradición familiar.

Escasa cosecha en los cabildos

Además de la curul en el concejo de Armenia, las listas de La Fuerza de la Paz en el Quindío alcanzaron dos escaños en los cabildos de igual número de municipios quindianos.

Fueros estos: La Tebaida, donde en solitario se inscribió la lista que sumó 825 votos y se obtuvo una curul con Óscar Iván Nieto Lozano, al contribuir con 194 sufragios, y en Quimbaya, también lista única, que consolidó 1.822 votos, eligiendo a Ángel Arturo Zambrano Blandón, como concejal con 381 tarjetas.

Casos diferentes se registraron en Calarcá y Génova, municipios en los que La Fuerza de la Paz fue en coalición y los elegidos no son de su militancia. Así, en Calarcá la lista fue en coalición con el partido Alianza Social Independiente, ASI, y allí se logró una curul con el concejal repitente y actual presidente del cabildo, Gustavo Adolfo Herrera Zapata. No obstante, ‘Silicona’, como lo conocen en la ‘Villa del Cacique’, recordado por sus líos jurídicos en 2022, cuando soportó un proceso por supuesta compra de votos en las elecciones legislativas, del que fue absuelto, es militante de ASI, por lo que poco le pertenece esa curul a La Fuerza.

Similar suceso se registró en Génova, donde en coalición con el Mira se logró una curul con Jéferson Blandón Morales, pero quien es representante del colectivo miraísta y no de los simpatizantes de la colectividad creada por el exsenador Roy Barreras.

En las localidades de Circasia y Filandia, las listas en solitario solo alcanzaron 426  y 205 votos, respectivamente, cifras que no brindaron la oportunidad de pelear por una curul.

Entre tanto, La Fuerza de la Paz no inscribió lista para la asamblea del Quindío

Unido a los sucesos regionales, la imagen del líder natural del partido, así no participe de la campaña política por su cargo como embajador, no es del todo atractiva y los ciudadanos, los pocos que conocieron del nuevo colectivo que montó Roy, lo relacionan. Por eso, los reiterados episodios de escándalos, un manido discurso de la paz, el favorecimiento de sus familiares en altos cargos del gobierno, su caída del Congreso por doble militancia, y los señalamientos por corrupción en los que se ha visto envuelto el exsenador, sumado al desgaste de la administración de Petro y su nombramiento en la embajada ante el Reino Unido, enviándolo lejos a miles de kilómetros en plena campaña electoral, minaron el discurso y neutralizaron al líder natural de un partido.

Finalmente, con este no muy beneficioso escenario, lo que anticipó Roy en el lanzamiento de su colectividad, de que “llegaba pisando duro”, se quedó en un discurso “blandengue”, porque como bien se vio, su militancia dispersó los esfuerzos en un cálculo que no le garantizó tener una bancada con fortaleza en la región, así haya minimizado, a la “fuerza” y en declaraciones al periodista Juan Diego Álvira, su derrota y la del gobierno del que hace parte, en las elecciones del domingo. “Yo no puedo opinar de política por mi condición, pero cualquier analista advierte que perdieron los extremos radicales, quienes se proclaman ganadores… No hay ninguna jefatura política de oposición que pueda decir que realmente es ganadora de nada, lo que pasa es que las estructuras regionales se pronunciaron ante el vacío de liderazgo nacional, porque es una oposición sin propuestas… La oposición se atrinchera en las estructuras regionales, y los gobernadores y alcaldes saben que deben gobernar bien y para eso sus planes deben ajustarse a las proposiciones del gobierno nacional por el bien del país, pues sus planes de desarrollo deben articularse a los del gobierno”.

PUBLICIDAD

Comenta esta noticia

©2024 elquindiano.com todos los derechos reservados
Diseño y Desarrollo: logo Rhiss.net